Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades y Agenda
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin

Palabras de S.M. el Rey en la entrega de los Premios empresariales CEIM 2020

Auditorio Nacional de Música. Madrid, 16.12.2020

Buenas tardes a todos, a los que habéis podido asistir y a los que os encontráis siguiendo este acto por vía telemática. Quiero, antes de nada, agradecer la invitación de CEIM para presidir esta entrega de vuestros Premios Empresariales 2020 que, en un año marcado por una crisis sanitaria y económica sin precedentes en las últimas décadas, reconocen a los ejemplos más destacados, según el jurado, de empresas españolas en la positiva contribución a la mejora de nuestra sociedad mediante el desarrollo económico, la creación de empleo y la innovación, entre otros factores.

A lo largo de este año que ya pronto acaba, muchas personas han sufrido, directamente o a través de familiares o amigos, los efectos de la Covid-19. En el ámbito económico son demasiados los empresarios o autónomos que no han podido hacer frente a las consecuencias de la pandemia, o que siguen luchando cada día por continuar con su actividad.

Lo cierto es que esta pandemia ha golpeado a la mayor parte de nuestro tejido empresarial. Quienes, por ahora, no han podido resistir este golpe y los que siguen –los que seguís– aguantando pese a las circunstancias tan adversas, merecéis sin duda todo el reconocimiento y apoyo social e institucional.

Señoras y señores,
Durante estos meses hemos podido constatar el compromiso del amplio colectivo que conforman nuestros empresarios. Y en este contexto tan complejo ha habido numerosas empresas y empresarios ejemplares que han afrontado la difícil responsabilidad de mantener su actividad económica ya fuera ajustando gastos, invirtiendo más recursos, o transformándose para seguir siendo competitivos.

Pero, además, muchos de estos empresarios, dejando al margen sus complicadas situaciones, no han dudado en movilizarse para ayudar, para aportar solidariamente al bien común, poniendo a disposición de las Administraciones sus redes logísticas o de compras; dejando temporalmente de producir piezas de automóvil o ropa para fabricar respiradores o batas para sanitarios, por ejemplo; ayudando a montar hospitales de campaña, habilitando hoteles medicalizados; elaborando miles de comidas diarias para enfermos o necesitados…
Todos esos casos –algunos conocidos, pero la mayoría anónimos–, son muestra de lo ejemplares, responsables y solidarias que son las empresas españolas, una realidad que es justo reconocer y agradecer.

"...durante estos meses hemos podido constatar el compromiso del amplio colectivo que conforman nuestros empresarios. Y en este contexto tan complejo ha habido numerosas empresas y empresarios ejemplares que han afrontado la difícil responsabilidad de mantener su actividad económica ya fuera ajustando gastos, invirtiendo más recursos, o transformándose para seguir siendo competitivos..."

Por ello, me alegra sinceramente estar hoy aquí con vosotros y participar en este acto organizado por la Confederación Empresarial de Madrid, CEIM, que lleva más de 40 años representando y defendiendo los intereses de las empresas madrileñas. Una Confederación que integra a más de un centenar de asociaciones de los ámbitos del comercio, la industria y los servicios, tanto de grandes, como de medianas y pequeñas empresas, así como de autónomos de toda la Comunidad de Madrid.

Uno de sus cometidos más importantes es la interlocución con las Administraciones e instituciones públicas y con el resto de agentes sociales, impulsando el diálogo social, tan fundamental siempre para el conjunto de nuestra ciudadanía. Gracias y enhorabuena por ello.

Pero hoy, los protagonistas son los premiados:

Con el premio PYME se ha distinguido a una conocida empresa madrileña, Álvarez Gómez. Esta firma creó su primera fragancia en 1912 y, desde entonces, ha formado parte de Madrid a través de numerosos comercios entrando en los hogares de muchos españoles con su inconfundible imagen.

El premio a la Empresa Emblemática del año ha recaído en Iberia, compañía que desde su creación en 1927 ha llevado la imagen de España por todo el mundo contribuyendo de manera decisiva a impulsar la industria más importante de nuestro país, el turismo. Estamos convencidos de que a pesar de los convulsos momentos en que se encuentra el sector, Iberia sigue –y seguirá– llevando por el mundo nuestra bandera y el nombre de nuestro país dando servicio a viajeros de todas las nacionalidades.

Y, por último, quiero destacar el nombre de IFEMA, entidad que hoy recibe un reconocimiento especial por su trayectoria al servicio de la sociedad y la economía de la Comunidad de Madrid. IFEMA, institución ferial mundialmente apreciada, ha cumplido 40 años de trayectoria prestando servicios de indudable valor para Madrid y para toda España.

Enhorabuena a todos y gracias a los que os esforzáis cada día por la viabilidad y el funcionamiento de vuestras empresas contribuyendo así al bienestar de los españoles. En estas fechas es muy importante mirar hacia el futuro con ilusión y determinación; y en este sentido, vosotros, los empresarios, habéis demostrado mucho durante este año 2020 que pronto termina.

Muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin

Actividades