Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activitats i agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en el acto de entrega del Premio “Nueva Economía Fórum 2011 y 2012” a S. E. Aníbal Cavaco Silva, Presidente de la República Portuguesa y a S. E. Giorgio Napolitano, Presidente de la República Italiana

Teatro de La Zarzuela. Madrid, 02.10.2012

Me alegra mucho presidir la ceremonia de entrega del prestigioso premio Nueva Economía Fórum que en las dos últimas ediciones ha recaído respectivamente en los Presidentes de Portugal, Excelentísimo Señor Aníbal Cavaco Silva, y de Italia, Excelentísimo Señor Giorgio Napolitano. Mi más afectuosa enhorabuena.

Este galardón nos permite en primer lugar mostrar nuestro reconocimiento a los profundos lazos de amistad que unen a España con Portugal e Italia, dos países con los que compartimos una rica historia, un presente basado en valores e intereses comunes y una voluntad de seguir avanzando conjuntamente.

Los premiados son, además, dos grandes amigos de España con los que coincidimos en la firme convicción de que debemos multiplicar los esfuerzos para seguir avanzando y profundizando en el proyecto de una Europa fuerte y cohesionada.

No es casualidad, me permito añadir, que nuestros galardonados pertenezcan y representen a dos países profundamente comprometidos con la construcción europea.

No en vano sus respectivas capitales dan nombre a dos tratados comunitarios fundamentales: el fundacional, suscrito en Roma en 1957, y el más reciente de Lisboa, ratificado en diciembre de 2007 y en torno al cual se articula la renovada arquitectura institucional de la Unión.

Excelencias, Señoras y Señores,

Hoy quiero destacar la encomiable labor que están desarrollando en el momento actual los Presidentes Cavaco Silva y Napolitano. Atentos al sentir de sus sociedades, ambos han buscado grandes consensos nacionales, tan necesarios para superar los retos presentes.

La crisis que hoy vivimos es también una crisis de confianza, y por ello los esfuerzos deben dirigirse asimismo a transmitir a nuestras sociedades y al mundo entero que estamos juntos, que la Unión Europea en su conjunto y sus Estados Miembros avanzamos unidos en la misma dirección, por el bien de todos y de cada uno de nosotros.

Unos desafíos que debemos afrontar considerando la importancia de la dimensión europea en nuestra realidad más cercana y en nuestros intereses.

En ese sentido, el aumento de la competitividad de nuestras economías nos permitirá seguir haciendo del espacio común europeo un espacio de prosperidad y bienestar.  De ahí la necesidad de seguir impulsando las iniciativas que fomenten la ciencia, la investigación y la innovación.

Por todo ello el Octavo Encuentro COTEC Europa que celebraremos mañana será una buena oportunidad para reflexionar sobre la importancia de la ciencia y la investigación con el objeto de impulsar la mayor competitividad en Portugal, Italia y España.

En el marco de COTEC se han iniciado diversos proyectos para coordinar los sistemas de innovación de los tres países, y se plantean iniciativas que son buena muestra de la capacidad innovadora de nuestras sociedades. Se trata de una cualidad esencial para mantener y mejorar nuestras cotas de progreso y para la superación de la actual crisis económica.

Sin embargo, la crisis que hoy vivimos es también una crisis de confianza, y por ello los esfuerzos deben dirigirse asimismo a transmitir a nuestras sociedades y al mundo entero que estamos juntos, que la Unión Europea en su conjunto y sus Estados Miembros avanzamos unidos en la misma dirección, por el bien de todos y de cada uno de nosotros.

Nos asiste la determinación, el talento y la capacidad de innovación de nuestros ciudadanos y de nuestras empresas.

Y hoy, en esta ceremonia, tenemos la oportunidad de fijarnos en el ejemplo de dos líderes que, cada uno en el ejercicio de sus sucesivas responsabilidades, han sabido mantener vivo ese espíritu de superación, esa capacidad de sobreponerse con el esfuerzo y la convicción que requería cada momento.

Termino ya mis palabras reiterando mi felicitación a los Presidentes Cavaco Silva y Napolitano con el convencimiento de que nuestros países superarán pronto las actuales dificultades afirmando con su ejemplo la solidaridad, la cohesión y el progreso de toda Europa.

Muchas gracias.

Tornar a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+