Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activitats i agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en la apertura del Encuentro de empresarios hispano-eslovaco

Eslovaquia(Bratislava), 03.07.2002

S

eñor Presidente de la República,Distinguidas autoridades, Señoras y Señores,

Deseo expresar, en primer lugar, mi gran satisfacción por poder compartir con el Señor Presidente de la República la inauguración de este importante encuentro hispano-eslovaco de empresarios, con ocasión de mi primera visita de Estado a la República de Eslovaquia.

Felicito a los organizadores por tan acertada iniciativa y animo a todos los asistentes a aprovechar las posibilidades que brinda este Foro para el ulterior desarrollo de las relaciones económicas hispano-eslovacas.

Eslovaquia y España constituyen dos importantes naciones europeas ligadas por una indudable corriente de amistad y simpatía mutuas, y que hoy cuentan con el aliciente de un muy próximo horizonte compartido en el seno de la Unión Europea. El muy positivo desarrollo de nuestras relaciones económicas en los últimos años y esa perspectiva europea son la mejor garantía para buscar nuevas alianzas empresariales, impulsar los flujos comerciales y las oportunidades de inversión.

Hoy disponemos del entramado convencional necesario para que dichas posibilidades puedan convertirse en realidades tangibles. La mejor garantía para aprovecharlas está en la nutrida presencia de empresarios eslovacos y españoles que hoy nos acompañan, imbuidos de la voluntad de estrechar lazos de cooperación, aprovechando la experiencia acumulada a lo largo de estos últimos años, en los que nuestras relaciones comerciales han superado ya la cifra de 500 millones de euros de intercambios anuales.

Eslovaquia ha realizado en los últimos años una importante política de reformas económicas y hoy es una economía de mercado en pleno funcionamiento. Ha modificado su legislación, con vistas a su próximo ingreso en la Unión Europea, y se ha convertido en un país atractivo para la inversión española que tiene ante sí importantes oportunidades derivadas de los procesos de privatización en curso.

España, por su parte, puede aportar el bagaje de su fuerte desarrollo económico y tecnológico, de su expansión comercial, de su modernización económica y su gran capacidad en sectores destacados como la energía, la banca, las telecomunicaciones, el transporte, la construcción aeronáutica o el turismo.

Avanzamos, en definitiva, por el buen camino aunque es mucho, sin embargo, lo que aún nos queda por recorrer para reforzar nuestras relaciones económicas y comerciales, que muy pronto se desarrollarán en el seno de un mismo mercado y conforme a unas políticas comunes. Por eso, les aliento a aprovechar este encuentro para difundir el potencial de nuestras respectivas economías y favorecer cuantas iniciativas conjuntas permitan impulsar proyectos empresariales que fomenten el bienestar de nuestros conciudadanos.

Señor Presidente,

Al declarar inaugurado este Seminario, quiero expresar mi convicción de que Eslovaquia y España sólo pueden ganar contando con el incremento de sus intercambios y de su cooperación económica. Estoy convencido de que este encuentro, y la colaboración de todos los presentes, puede constituir el punto de partida para esa etapa de más estrecha y productiva cooperación hispano-eslovaca.

Muchas gracias.

Tornar a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+