Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activitats i agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey al X Congreso de la Asociación Nacional de Informadores Gráficos de Prensa

Madrid, 25.10.1993

C

elebro tener ocasión de dirigirme una vez más a los informadores gráficos en el marco solemne de este Congreso, que coincide además con el decimoquinto aniversario de la Fundación de su Asociación, de la que ostento la Presidencia de honor.

La creciente importancia que la información gráfica ha adquirido en estos últimos años supone un reconocimiento cada vez mayor de vuestro trabajo, cuyos méritos y dificultades conozco personalmente.

Por otra parte, el auge de vuestra profesión ha dado lugar a situaciones y necesidades nuevas que, como en toda crisis de crecimiento, es preciso encauzar y resolver, convirtiéndolas en factores positivos de apoyo y refuerzo a vuestro quehacer.Este es el objetivo principal de esta reunión, en la que os animo a encontrar soluciones eficaces y satisfactorias para todos.

Creo, sin embargo, que las tareas del Congreso que hoy iniciáis no pueden limitarse a enunciar una serie de fórmulas concretas de orden práctico, sino que deben, además, incluir una reflexión sobre los caracteres y exigencias específicas de vuestra profesión de informadores.

Ejercéis una función importante como sujetos activos de un derecho fundamental que es a la vez necesario e ineludible en una sociedad democrática.La información es hoy el cauce principal a través del cual los hombres y mujeres que viven en un determinado espacio social se reconocen, se articulan y avanzan, establecen un sistema plural de relaciones basado en la tolerancia y el respeto mutuo, y hallan estímulo para afrontar y resolver solidariamente las dificultades y problemas de cada época.

De aquí que el derecho a la información no sea propiedad de nadie, sino de todos, y consista propiamente en un constante diálogo entre quienes emiten el mensaje y los que lo reciben.Un diálogo cuyo objetivo es el ejercicio de la libertad, el fomento de la iniciativa y la creación de opinión.

Por tanto, más que ningún otro, ha de basarse en la consideración recíproca, y, puesto que se plantea en términos de pluralidad, expresarse con el nivel de calidad adecuado.

Con su mensaje directo y su impacto inmediato, la información gráfica es particularmente sensible a estas exigencias, que se resumen en una palabra: profesionalidad. En ella consiste la dignidad del informador y en ella se basa el respeto que merece.

Con especial satisfacción os saludo hoy aquí como profesionales de la cámara, que en circunstancias a veces ingratas y aun arriesgadas dais diario testimonio de vuestra difícil vocación.

Queda inaugurado el X Congreso de la Asociación Nacional de Informadores Gráficos de Prensa.

Tornar a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+