Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activitats i agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey al mundo de las finanzas en el Centenario de la Bolsa de Madrid

Madrid, 07.05.1993

S

eñor Presidente, este Palacio de la Bolsa, que cumple su Centenario, es para mí un edificio de gratos recuerdos.No sólo porque ya lo he visitado en otras ocasiones, sino porque esta institución financiera ha tenido siempre una vinculación histórica con la Corona.

Mi bisabuela la Reina Regente doña María Cristina que, hoy exactamente hace cien años, inauguró este edificio, y mi abuelo el Rey Alfonso XIII, que fue nombrado presidente de honor de la Bolsa, mantuvieron una estrecha relación con esta institución, a la que siempre siguieron en el desarrollo de su actividad.

La Bolsa de Madrid ha demostrado, a lo largo de los años, su arraigo en la vida española y ha sabido adaptarse, gracias a su larga experiencia, a los cambios históricos sin perder sus señas propias de identidad. Ello es prueba evidente de que sois una institución viva, plenamente integrada en los mercados financieros internacionales.El Real Decreto por el que se fundaba la Bolsa de Madrid, señala, muy acertadamente, que debéis ser «manantial fecundo y perenne de prosperidad».

En efecto, el buen funcionamiento de los mercados de valores, es un factor importante para el progreso y avance de los pueblos.

No es por ello un hecho fortuito el que los países más avanzados cuenten con las Bolsas más poderosas e influyentes. Y estoy seguro de que el desarrollo equilibrado y el mejor funcionamiento de vuestra institución redundará en el avance y progreso de España.

Me es especialmente grato saludar en este acto a los Presidentes de las principales empresas cotizadas en Bolsa y a los más altos representantes de las Bolsas internacionales que, con motivo de los cien años de historia de este Palacio, han acudido a celebrar con nosotros esta efemérides. A todos ellos les deseamos una grata estancia en Madrid, y esperamos que se lleven la imagen de una sociedad plenamente integrada en la realidad europea, que ha sabido seguir la evolución de los más modernos mercados financieros.

Las bases de una economía moderna y acorde con los tiempos que vivimos no deben olvidar que uno de los elementos fundamentales del crecimiento económico ha de ser el bienestar social.En este sentido, debemos recordar que un mercado libre nos exige a todos garantizar y profundizar en los principios inexcusables de la seguridad jurídica, la transparencia e igualdad de oportunidades para todos, vigilando y previniendo cualquier riesgo de desviación que pudiera producirse.

Os invito a que sigáis trabajando con el mismo espíritu de innovación y búsqueda de los mejores instrumentos de comunicación. Así, la Bolsa de Madrid continuará cumpliendo sus objetivos y podrá ser un bastión de la libertad y de un futuro mejor para todos.

Muchas gracias.

Tornar a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+