Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades e Axenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en la entrega del premio Bartolomé de las Casas

Madrid, 21.12.1994

C

​onstituye para mi un motivo de honda satisfacción el venir a la Casa de América para hacer entrega del Premio Bartolomé de las Casas a D. Víctor Hugo Cárdenas, miembro de la Comunidad Armara y Vicepresidente de la Republica de Bolivia.

El Premio Bartolomé de las Casas que se encuentra ya en su cuarta edición, ha sido creado por la Secretaria de Estado para la Cooperación Internacional e Iberoamérica, para distinguir a aquellas personas e instituciones que hayan destacado en la defensa del entendimiento y concordia con los Pueblos indígenas de Iberoamérica, en la protección de sus derechos y el respeto de sus valores.

Diversas circunstancias que concurren en la concesión de este Premio dan especial relieve a la presentación de este galardón.

La propia personalidad del Vicepresidente Cárdenas, que ha sabido aunar su fidelidad a los valores del mundo indígena con las aspiraciones de un desarrollo cultural y educativo para su pueblo y con la proyección internacional en la promoción de la educación intercultural y bilingüe, en su colaboración con organizaciones como la Unesco y la Unicef.

Su carrera docente y política, las diversas publicaciones del Vicepresidente Cárdenas, han tenido siempre como guía el idear de respeto a los derechos de las etnias autóctonas que con tanto vigor propugnó el Padre dominico Fray Bartolomé de las Casas, con el respaldo de la Corona española.

Don Víctor Hugo Cárdenas ha sido y es un creador constante del necesario entendimiento y la comunicación entre las diversas etnias que habitan en Bolivia, promocionando en todo momento el diálogo intercultural, llevando esta labor de mediación y justicia hasta tales niveles que le han supuesto no sólo el reconocimiento de sus compatriotas, que le han elevado a su alta magistratura, sino el reconocimiento de la comunidad internacional eligiéndole como Presidente del Parlamento Andino.

Constituye también una circunstancia afortunada el que este Premio se esté entregando en la Casa de América, que representa el punto de encuentro y de proyección de las diversas culturas del mundo iberoamericano y que precisamente se inauguró en 1992 para la Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad Iberoamericana, durante la cual se firmó el Convenio Constitutivo del Fondo para el desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe. Precisamente dicho Fondo se encuentra en la capital boliviana y D. Víctor Hugo Cárdenas le ha prestado, desde el primer momento, todo su aliento y apoyo.

La entrega de este Cuarto Premio Bartolomé de las Casas resulta especialmente oportuna en un momento en que el mundo moderno industrializado vuelve la vista hacia los valores del mundo indígena para subrayar la importante contribución de la filosofía de esos pueblos al mundo occidental, así como su respeto por el medio ambiente y su compenetración con la naturaleza.

Precisamente este mes de diciembre se inicia el Decenio Internacional de los Pueblos Indígenas del mundo, bajo el patrocinio de las Naciones Unidas.

La entrega del Premio Bartolomé de las Casas a una personalidad que ha sabido proyectar los valores del mundo indígena en la esfera nacional e internacional constituye todo un símbolo. Permitidme pues, Vicepresidente Cárdenas, que os dirija mi más sincera felicitación por este bien merecido galardón, al tiempo que expreso mis sentimientos de amistad hacia vuestra hermosa patria, donde tuve la fortuna de saludar a representantes de las comunidades indígenas, cuyas muestras de afecto han quedado grabadas en mi corazón.

Por eso os ruego, Sr. Vicepresidente, que tanto a esas a Comunidades como a todo el querido Pueblo de .Bolivia le llevéis mi saludo abrazo fraternal.

Muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+