Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades e Axenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en la entrega de la 5ª edición del "Premio Jaime Fernández de Araoz sobre Corporate Finance"

CaixaForum Madrid, 20.06.2013

Me alegro que nos volvamos a ver un año más para entregar este Premio Jaime Fernández de Araoz sobre corporate finance. Son ya 5 ediciones y son 10 años los que hace que no tenemos a Jaime entre nosotros, algo difícil de creer; pero a ello nos ayuda seguro comprobar los años que cumplen – ¡y cómo crecen!- Blanca con 15, Inés con 13 y sobre todo el pequeño Jaime, precisamente con 10 años...

Es un acto serio, académico, de altura y relevancia intelectual y profesional; pero lo es también entrañable por cómo nace, y por cómo se mantiene rodeado del cariño, la amistad y el recuerdo hacia Jaime. Y por ello me alegra profundamente, de verdad, que este Premio se consolide francamente en el ámbito de una disciplina que requiere una aproximación rigurosa y académica pues, más allá de su complejidad técnica, aborda materias que afectan al bienestar de los ciudadanos y a algo tan urgente y necesario como es la creación de empleo. Por ello, doy las gracias a la familia Fernández de Araoz que, con ilusión y constancia, impulsa este premio en memoria de Jaime.

El trabajo premiado de los profesores Francisco Pérez-González, Frédéric Panier y Pablo Villanueva de la Universidad de Stanford —a quienes damos felicitamos con todo entusiasmo— aborda cuestiones de una gran relevancia para el diseño de políticas públicas en torno a la actividad empresarial. Hoy en día es fundamental que desde las instancias públicas se apoye y fortalezca el tejido empresarial, fomentando la creación y el refuerzo de la empresa privada y facilitando a los emprendedores el desarrollo de su actividad y su creación de valor añadido para la sociedad. No en vano, nuestras empresas, sobre todo las PYMEs, son fundamentales para generar de empleo, y de hecho ocupan en torno a dos tercios del total de los trabajadores.

es fundamental que desde las instancias públicas se apoye y fortalezca el tejido empresarial, fomentando la creación y el refuerzo de la empresa privada y facilitando a los emprendedores el desarrollo de su actividad y su creación de valor añadido para la sociedad

Por ello es igualmente muy gratificante ver cómo expertos en finanzas, como los aquí representados, persiguen con empeño encontrar los mejores instrumentos y los más adecuados con los que agilizar y potenciar las empresas, y darle mayor vitalidad a toda actividad emprendedora de la que tanto depende nuestro sistema económico y la sociedad en su conjunto.

La labor científica o académica beneficia la toma de decisiones en las políticas públicas y en su diseño, porque documentan, generan y avivan un debate muy importante para poder identificar las mejores soluciones específicas para los retos planteados. Sobre todo en momentos tan complejos como los actuales la aportación de los especialistas es particularmente valiosa.

Y termino ya estas palabras no sin antes reiterar mi felicitación más calurosa a los profesores Frédéric Panier, Francisco Pérez González y Pablo Villanueva. Les y animo a que continúen con su esfuerzo y con su labor tan fructífera. A los patrocinadores gracias por vuestro apoyo generoso y esencial, nada fácil en estos tiempos pero siempre necesario; y al jurado gracias también por la dedicación y compromiso con la difícil responsabilidad de escoger entre tantos trabajos –creo que este año han llegado a 40- de enorme calidad, enhorabuena.

Querida familia Fernández de Araoz, ahora sí termino de verdad. Pero me permito hacerlo arrogándome aquí la representación de todos, especialmente de los que nos consideramos amigos de Jaime –también de toda la familia, claro- y por ello nos sentimos afortunados, para deciros también gracias y felicidades.

Solo una familia con vuestros valores, vuestra unión y vuestra dignidad puede lograr todo esto: arrancar y mantener una iniciativa que empezó muy bien, aunque con el dolor y la tristeza muy presentes, y que desde entonces crece con solidez en prestigio y reconocimiento. Y todo en definitiva para recordar y honrar la memoria de uno de sus queridos miembros (hijo, hermano, marido y padre) y hacerlo, al tiempo, para darle a la sociedad algo útil, algo para mejorar con calidad y rigor. ¡Mi –nuestra- sincera y profunda enhorabuena!

Y gracias a todos por vuestra compañía y apoyo.

Volver a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+