Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades e Axenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de S.M. la Reina en la clausura de las Jornadas Universitarias de Voluntariado Social y Cooperación al Desarrollo

Madrid, 25.04.1998

Muchas gracias a los organizadores de este acto por invitarme a compartir la clausura de estas Jornadas Universitarias, que tanto ayudan a crear una conciencia colectiva de solidaridad en el comportamiento de nuestra sociedad. La formulación del código ético resultado de las sesiones de trabajo realizadas puede ser una excelente norma de conducta a seguir por todos nosotros.

El voluntariado social es uno de los grandes proyectos de nuestro tiempo. Privados de espacios físicos que descubrir o conquistar, se hace necesario iniciar la gran aventura de nuestro personal viaje interior para descubrir al ser humano capaz de emocionarse, sentir y sacrificarse por los demás. Los voluntarios sociales son la avanzadilla de este movimiento que, estoy segura, dominará gran parte del milenio que viene.

El voluntariado social es uno de los grandes proyectos de nuestro tiempo. Privados de espacios físicos que descubrir o conquistar, se hace necesario iniciar la gran aventura de nuestro personal viaje interior para descubrir al ser humano capaz de emocionarse, sentir y sacrificarse por los demás. Los voluntarios sociales son la avanzadilla de este movimiento que, estoy segura, dominará gran parte del milenio que viene.

Mi felicitación más cordial al profesor Muhammad Yunus por su excelente conferencia, que nos ha puesto de manifiesto el sentido más auténtico de la fraternidad. El profesor Yunus tuvo la gentileza de ser mi anfitrión, hace dos años, en Bangladesh, cuando tuve el privilegio de conocer directamente su obra, en un recorrido inolvidable y apasionante por toda su geografía rural, y donde pude compartir con cientos de mujeres vivencias y emociones irrepetibles.

Para mi constituye una gran satisfacción recibirle en esta Universidad, donde tiene la oportunidad de compartir su filosofía con los jóvenes voluntarios españoles, que a buen seguro sabrán aprovechar su experiencia y enseñanzas para mejorar sus procedimientos de trabajo.

La unión hoy en este aula de la experiencia del Profesor Yunus y de la juventud e ilusiones de nuestro voluntariado, es la mejor garantía de continuidad de un proyecto tan apasionante como el que todos ustedes representan: la conquista y perfeccionamiento de la dignidad del ser humano.

Muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+