Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Jarduerak eta agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en el acto conmemorativo del 25º aniversario de Telefónica I+D

Distrito C. Madrid, 04.10.2013

Me alegra que hayamos podido retomar este encuentro en el Distrito C, sede del Grupo Telefónica S.A para celebrar el 25º aniversario de Telefónica I+D; y os agradezco mucho vuestra invitación.

Por tanto quiero, felicitar con entusiasmo y admiración a todos los que formáis parte de esta empresa, líder en el ámbito de las TIC’s (Tecnologías de la Información y de la Comunicación). Enhorabuena por todos esos años de esfuerzos y éxitos a favor del desarrollo de la industria española y del mayor progreso de nuestro país. También quiero recordar y felicitar y agradecer a los que estuvieron con vosotros, los que en algún momento de vuestra trayectoria pusieron su parte para lograr lo que sois hoy.

Hace unos meses el último informe de la fundación Cotec nos recordaba que, desde el comienzo de la crisis en 2008 y hasta el 2011, el número de empresas que realizaban investigación y desarrollo en nuestro país había disminuido en un 36%. Lamentablemente, detrás de esta cifra hay firmas que han tenido que paralizar sus actividades en I+D y otras muchas que han desaparecido.

Este dato es preocupante, en primer lugar por su impacto social. Pero también porque la competitividad de un país se apoya en gran medida en la I+D, en la existencia de un tejido empresarial capaz de aprovechar la tecnología generada y en disponer de un capital humano capacitado. Está demostrado que las empresas que mejor afrontan los efectos negativos de la crisis son las innovadoras, porque son más competitivas y menos vulnerables.

A lo largo de su trayectoria Telefónica ha sabido desarrollar una gran capacidad en el ámbito de las TIC, compitiendo con éxito con las principales empresas internacionales del sector y consiguiendo importantes cuotas de mercado en el resto de Europa, en Iberoamérica y en otras partes del mundo. En ese recorrido Telefónica ha generado asimismo una capacidad de tracción de multitud de empresas de las TIC, un sector muy competitivo, dinámico e internacionalizado.

La transformación que muchas sociedades están experimentando en los últimos lustros de la mano de las nuevas tecnologías es evidente e indiscutiblemente muy profunda. Sin embargo, a pesar de esa innegable transformación, las TIC como factor innovador en nuestra sociedad no han logrado alcanzar todavía toda su potencialidad. La computación en la nube, la extracción de patrones en grandes conjuntos de datos, o las nuevas aplicaciones en movilidad son buena prueba de ello.

También en los últimos años Telefónica I+D ha sido capaz, incluso, de repatriar talento; un logro que debe ser especialmente valorado en estos tiempos de crisis y desempleo. Puede decirse que todas estas capacidades provienen de un impulso innovador que, en buena medida, fue inspirado por la creación en el año 1988 de Telefónica I+D.

La Agenda Digital para Europa, incorporada por España en su Agenda Digital nacional, fija como objetivo para el año 2020 la duplicación del gasto público en I+D+i del sector TIC, esfuerzo que deberá venir acompasado con un incremento similar por parte del sector privado. En este sentido, centros de referencia como el de Telefónica I+D deberán desempeñar un papel más que relevante.

La transformación que muchas sociedades están experimentando en los últimos lustros de la mano de las nuevas tecnologías es evidente e indiscutiblemente muy profunda. Sin embargo, a pesar de esa innegable transformación, las TIC como factor innovador en nuestra sociedad no han logrado alcanzar todavía toda su potencialidad. La computación en la nube, la extracción de patrones en grandes conjuntos de datos, o las nuevas aplicaciones en movilidad son buena prueba de ello.

Este avance tecnológico debe incorporar a los nuevos ámbitos digitales el modelo de sociedad del bienestar que deseamos y por el que tanto se ha luchado. También debemos trabajar para preservar la privacidad y proteger los derechos de todos los ciudadanos en su uso de las tecnologías, y debemos redoblar también los esfuerzos para reducir las brechas digitales que, surgidas por razones geográficas, económicas o demográficas, impidan que todas las personas se beneficien de las nuevas tecnologías.

Al mismo tiempo, recordemos que se trata de un sector que podrá demandar más empleo en los próximos años para desarrollar todo su potencial, con lo que esto implica para el crecimiento de la economía y, sobre todo, para el horizonte profesional y vital de muchos jóvenes. Por ello, quiero animar a empresas como la vuestra a que sean el motor de ecosistemas de I+D+i y que favorezcan así la generación de empleo y el desarrollo de firmas de base tecnológica.

Termino ya mis palabras. Reitero mi enhorabuena a Telefónica I+D —a todos sus directivos, técnicos y trabajadores— por sus 25 años creando futuro; un cuarto de siglo captando talento y generando valor para España. Os animo a que continuéis en esta línea con la mejor ambición, aquélla que mira por el progreso de toda la sociedad en su conjunto.

Muchas gracias.

Itzuli Hitzaldiak atalera
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+