Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Jarduerak eta agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en la Sesión Inaugural de la II Conferencia General de la Asociación Española de Fundaciones

Madrid(Hotel Eurobuilding), 24.10.2006

P

ermítanme que comience mis palabras expresando la satisfacción que me produce reunirme con todos los integrantes de la Asociación Española de Fundaciones para presidir la apertura de vuestra Segunda Conferencia General; y también que recuerde con afecto el encuentro que la Princesa y yo tuvimos con vuestra Junta Directiva hace algunos meses en el Palacio de la Zarzuela.

Agradezco a vuestro Presidente de Honor, Su Alteza Real el Infante Don Carlos, a vuestro Consejo de Patronos, a sus Presidentes, Junta Directiva y a todas las Fundaciones asociadas, la amable invitación para presidir este acto de tanta relevancia para todos los que vivimos muy intensamente el mundo de las organizaciones o instituciones sin ánimo de lucro. La Corona se siente muy próxima a la importantísima tarea de las Fundaciones. Particularmente, he sido testigo a lo largo de mi vida del firme y constante apoyo de S.M. el Rey al desarrollo y labor de las Fundaciones en España, así como del profundo compromiso de S.M.  la Reina con la actividad fundacional a través de su liderazgo activo en diversas causas de contenido social y solidario. Y además, junto a mi estrecha vinculación con la Fundación Príncipe de Asturias, he tenido el privilegio de conocer, apoyar y seguir de cerca el trabajo de numerosas fundaciones aquí representadas. Es una experiencia enormemente enriquecedora y de gran utilidad para mi trabajo como Heredero de la Corona.

Soy, por todo ello, especialmente consciente del importante papel que las fundaciones vienen desarrollando, como instrumento destacado de la sociedad civil española, en los más diversos ámbitos de la vida colectiva: de la Cultura, al Medio Ambiente; de la Educación a la Asistencia Social; de la Cooperación al Desarrollo, a la Salud; o del Fomento del Empleo a la Innovación Tecnológica. Con el ejercicio efectivo de vuestra actividad generosa y solidaria estáis presentes en todos los rincones de nuestra Patria, de manera creciente y cada vez con mayor eficacia.

Sé que en sus intensos tres años de vida  la Asociación Española de Fundaciones ha conocido un desarrollo muy importante, plasmado en el crecimiento del número de sus afiliados y la intensificación de su presencia en todas las Comunidades Autónomas. También en la prestación eficiente de servicios de gran utilidad para el sector, muy especialmente en el terreno de la formación de sus cuadros directivos, asesoría legal y fiscal, estímulo a sus iniciativas en colaboración, defensa de sus intereses y difusión de sus logros.

En noviembre de 2003, Su Majestad el Rey asistía a la primera edición de esta Conferencia General. Tengo el placer de acudir hoy a esta segunda edición y el honor de presidir su inauguración, para daros testimonio de la continuidad y permanencia del compromiso de la Corona con las Fundaciones.

 

La Fundación Germán Sánchez Ruipérez recibe hoy la IV Medalla de Honor de vuestra Asociación, por los valiosos servicios que desde 1981 ha venido prestando a la sociedad española.  A lo largo de estos veinticinco años la Fundación Germán Sánchez Ruipérez ha desarrollado una intensa labor de fomento de la lectura, de la innovación educativa y de desarrollo de estudios universitarios. Dirijo, pues, a su Presidente mi más calurosa enhorabuena.

También creo importante resaltar y saludar la presencia del Director General de una gran Asociación aglutinadora de las fundaciones de nuestro Continente, el Centro Europeo de Fundaciones. Se acredita con ello las excelentes relaciones que las ligan y el recíproco compromiso de trabajar juntas para el desarrollo de la filantropía en cada uno de los Estados de Europa y a través de proyectos conjuntos.

En escenario tan rico y variado de las entidades no lucrativas, muy activas en España y en las demás Naciones europeas, y como sucede en otros ámbitos de nuestra vida social, debemos, efectivamente, alentar la creación de espacios crecientes para la colaboración fecunda entre Fundaciones de distintos países y sensibilidades. Por ello, me alegra saber que el Centro Europeo celebrará en 2007, en Madrid, su Asamblea Anual.

El gran interés del programa de esta Jornada  servirá, estoy seguro, para dar cuenta a la sociedad española de la enorme contribución de las Fundaciones a nuestro quehacer colectivo; para exponer a nuestros ciudadanos las razones que permiten anticipar vuestro crecimiento futuro; para hacer patente vuestro compromiso con niveles cada vez más altos de apertura y transparencia. Deberá servir también para estudiar los mecanismos que han de utilizar las Fundaciones ante los nuevos desafíos de nuestro tiempo, la compleja problemática económica, y la necesidad de definir mejor el papel y responsabilidades de los distintos agentes que las gobiernan. Todo ello, con la certeza de que el trabajo en equipo permite mayor eficiencia y rendimiento en el cumplimiento de su misión.

La convocatoria y la celebración de esta Segunda Conferencia General de la Asociación Española de Fundaciones se fundamentan en el ya intenso camino recorrido y en lo logrado hasta ahora, que es mucho. Bien sabéis que os aguarda una  apasionante tarea. La sociedad española  espera de vosotros que cubráis vuestros actuales objetivos, que vayáis descubriendo sus nuevas demandas y que sepáis articular fórmulas para atenderlas, lo que sin duda redundará en un claro beneficio para el progreso y bienestar de España y de los españoles.

Deseo, por ello, alentar a todos los asistentes y las entidades que representáis, a proseguir vuestra labor con entrega e ilusión, en la seguridad de que estaréis a la altura de ese reto.

Reitero mi admiración y respeto hacia las Fundaciones españolas, cuya labor merece el mayor interés, el estímulo más sincero, y todo el respaldo necesario.  Declaro inaugurada la II Conferencia General de la Asociación Española de Fundaciones. Muchas gracias.

Itzuli Hitzaldiak atalera
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+