Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Jarduerak eta agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en la cena de Gala ofrecida por S.E. la Señora Gobernadora General de Australia

Canberra, 24.06.2009

E

xcelencia,

Señor Bryce,

Deseo, ante todo, expresarle -junto a la Reina y toda mi Delegación- nuestra sincera gratitud por sus afectuosas palabras y múltiples atenciones.

Nada mejor que esta muy grata cena que ha tenido la amabilidad de organizar en nuestro honor, para culminar el primer día de nuestra segunda Visita de Estado a Australia.

Nos alegra mucho volver a visitar este extenso, hermoso y querido país.

Venimos con la ilusión de conocer más de cerca el pujante desarrollo australiano de lasúltimas décadas, así como con la voluntad de reforzar la amistad hispano-australiana y explorar nuevos proyectos para ensanchar nuestra cooperación.

Esa es la voluntad que guía a España en sus relaciones con Australia, y que me anima en esta nueva Visita.

Australia y España son dos grandes Naciones amigas, ligadas por antiguos lazos y llamadas a trabajar más estrechamente. España se alegra de los progresos de Australia, como también le duelen sus problemas.

Quiero por ello reiterarle, al igual que lo he hecho en el Parlamento, nuestro profundo pesar por los dramáticos incendios en el Estado de Victoria, así como nuestra solidaridad por las inundaciones en su Estado natal de Queensland.

Excelencia,

Han pasado veintiún años desde nuestra anterior Visita de Estado en la que, por ambas Partes, ya nos propusimos dar un fuerte impulso a nuestras relaciones bilaterales.

El balance es tan positivo y alentador, como lo son las posibilidades de futuro de nuestras relaciones bilaterales.

En estas décadas, Australia y España han progresado de forma notable en todos los campos. Han avanzado hacia mayores niveles de prosperidad y bienestar, y están y quieren estar más presentes en el mundo. De ahí la importancia de nuestro entendimiento político bilateral y multilateral.

Es mucho lo que Australia y España pueden aportar a los grandes temas de la compleja agenda internacional, a un mundo en el que el diálogo y el entendimiento primen sobre el desencuentro y la violencia.

Esperamos que nuestra presidencia de la Unión Europea, en el primer semestre de 2010, sirva para reforzar tanto la colaboración entre Australia y Europa, como entre nuestros dos países.

En el plano económico, aún afrontando unas condiciones internacionales adversas, hemos logrado mantener un alto nivel de intercambios e inversiones.

Esta cooperación -que será el centro de un Foro Empresarial en Sydney pasado mañana- ofrece un gran potencial, avalado por importantes proyectos en los que participan compañías españolas -de prestigio internacional y alta tecnología- que apuestan por el futuro de este país.

Unas empresas que, al igual que las australianas en España, están demostrando que ni la distancia, ni la actual coyuntura, pueden frenar la relación privilegiada que estamos construyendo.

También en lo cultural se abren nuevos horizontes, con el nuevo centro del Instituto Cervantes que mañana vamos a inaugurar en Sydney.

Para concluir, me alegra constatar que las relaciones hispano-australianas están marcadas por una intensa amistad y un creciente acercamiento en muchosámbitos que, con esta Visita de Estado, deseamos promover.

Muchas gracias.

Itzuli Hitzaldiak atalera
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+