Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Jarduerak eta agenda
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en la entrega de las Medallas de Oro de 2007 al Mérito en las Bellas Artes

Toledo, 12.12.2007

Q

uisiera ante todo agradecer, junto a la Princesa, la cordial bienvenida con la que nos han recibido, así como la grata oportunidad de presidir el solemne Acto de entrega anual de las Medallas de Oro al Mérito en las Bellas Artes, la más alta distinción oficial que España otorga en este ámbito. Este año la ciudad de Toledo nos abre las puertas y ofrece su grandeza, tradición y nobleza para acoger este acto que tanto lustre aporta a nuestro panorama artístico y cultural.

Nos sentimos muy honrados de podernos sumar a esta ceremonia de indudable significado y proyección, porque con ella de lo que se trata es de ensalzar la valiosa trayectoria e importante obra de las personalidades y entidades que hoy son galardonadas.

Todas ellas representan la indudable pujanza, la genial creatividad y el alto grado de excelencia que distinguen a las Bellas Artes en España.

Difícilmente podríamos encontrar un lugar más espléndido y grandioso, como el que tan generosamente nos brinda la Catedral Primada de Toledo, para rendir este homenaje a quienes destacan por la especial calidad de su tarea en favor de la cultura y de la creación artística, o por su contribución a la conservación de nuestro patrimonio histórico.

Verdadera obra maestra de la arquitectura de todos los tiempos, su imponente y esbelta silueta marca esta milenaria ciudad de Toledo, Patrimonio de la Humanidad, suma armónica de culturas y de tesoros, y símbolo de la riqueza incalculable que supone para los españoles el acervo histórico-artístico de nuestro país con toda su variedad de estímulos, sensibilidades e influencias. Un acervo, por ello, lleno de referentes que han servido y sirven de fermento y acicate a la creación en todas las épocas.

Con todo lo que ello inspira a nuestros corazones y con el espíritu elevado que provoca el marco en el que nos reunimos, dirigimos nuestra más sincera y calurosa felicitación a todas y cada una de las personas y entidades que hoy reciben este reconocimiento público oficial en el que deben ver reflejado el de la sociedad española en su conjunto. Ese es su significado.

Todas ellas han sabido volcarse en las Bellas Artes como uno de los más nobles cauces de expresión del alma humana. Con su labor apasionada y permanente, han sabido aportar el don de la creatividad y del talento personal, combinando belleza e imaginación, a través de una expresividad que se manifiesta de muy distintas formas: desde las artes escénicas y la música, las artes audiovisuales, la creación literaria o la edición, hasta las artes plásticas, la gastronomía, el arte del toreo, el fomento de las Bellas Artes o la conservación del patrimonio.

Nos encontramos ante los protagonistas de brillantes trayectorias vitales y andaduras profesionales, con labores de sobresaliente calidad y autenticidad.

Todos ellos han impulsado sus vidas y sus obras con un permanente afán de superación, sin escatimar esfuerzos en la transmisión del conocimiento y en su servicio a la sociedad.

En suma, han sabido contribuir a la construcción y a la conservación de un universo presidido por el arte que enaltece nuestra cultura y nos engrandece como nación.

Manuel de Falla describía en estos términos su compromiso juvenil con el arte: la ?vocación se hizo tan fuerte que llegué a sentir incluso miedo, ya que las ilusiones que despertaba en mí estaban muy por encima de aquello que yo me creía capaz de hacer?.

Como el genial compositor gaditano, los hoy galardonados con la Medalla de Oro a las Bellas Artes han sabido convertir una intensa vocación, una dedicación apasionada, y un profundo compromiso, en la realidad fecunda de sus obras.

Han contribuido, además, a extender las Bellas Artes más allá de nuestras fronteras, proyectando la creación artística y cultural de España y de Europa en el mundo.

Nuestro agradecimiento de corazón a todos ellos, por su aportación al enriquecimiento de nuestro patrimonio cultural y con él al reforzamiento de nuestros vínculos como sociedad, ambos de gran importancia para nuestra convivencia en democracia y libertad.

Sus Majestades los Reyes nos piden, a la Princesa y a mí, que les hagamos llegar su más cordial felicitación, a la cual nos sumamos con toda convicción y afecto en este acto emotivo, en el que termino subrayando nuestro compromiso firme e ilusionado con la creación artística, el engrandecimiento de las Bellas Artes; así como en general con el fomento y la difusión de la cultura.

Muchas gracias.

Itzuli Hitzaldiak atalera
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+