Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades y Agenda
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de S.A.R. el Príncipe de Asturias en la entrega de los Premios Anuales de la Sociedad Geográfica Española

Madrid, 26.02.2007

E

n primer lugar quiero agradecer la amable invitación de la Sociedad Geográfica Española para presidir junto a la Princesa la entrega de sus Premios anuales, así como la grata oportunidad, que me ofrece, de reunirme hoy con sus miembros e invitados para celebrar su Décimo Aniversario.

La Sociedad Geográfica Española nació hace diez años, dotada de objetivos sencillos y, a la vez, enormemente ambiciosos.

Por una parte, buscaba revitalizar el conocimiento geográfico, histórico y social de los pueblos, alentando la exploración del planeta y la difusión del saber científico. Y, por otra, trataba de recuperar la fértil historia de los grandes exploradores y descubridores españoles, así como dar a conocer las nuevas aportaciones de nuestros geógrafos y viajeros contemporáneos.

Unos objetivos que la capacitaban para alentar la comprensión de las diferentes costumbres y formas de vida, al tiempo que le permitían destacar la gran riqueza del medio natural, y su extraordinario valor para la persona humana, ayudándonos a entender, disfrutar y, sobre todo, preservar este patrimonio vital e insustituible

Son sin duda de enorme interés esos objetivos y a lo largo de la 1ª década de existencia de la Sociedad Geográfica Española ya han dado lugar a proyectos y logros apasionantes, de carácter multidisciplinar, y que conforman una buena base sobre la que proyectarse con ambición y entusiasmo hacia el futuro; demostrando el valor de la pasión por la vida, por el conocimiento y por la aventura.

De entre todos sus logros, esta noche quiero destacar la celebración de estos premios anuales que hoy hemos tenido el gusto de entregar en su novena edición y que se han convertido ya en una cita de gran atractivo y lustre para todos los que por trabajo o afición se sienten vinculados al mundo de la exploración en todas sus vertientes.

Los premiados y miembros de honor de esta noche se suman a un conjunto excelente de personas, equipos humanos y profesionales, instituciones y proyectos que han sido premiados a lo largo de estos diez años; y cuya trayectoria ejemplar de esfuerzo perseverante y hazañas inéditas enaltece los propósitos de la Sociedad Geográfica Española.

Pero aun diría más, los premiados de hoy, y también los de ayer, enaltecen los valores y capacidades que le permiten al ser humano crear, superarse a sí mismo, construir, y también conocer lo que nos rodea y valorar lo que hacemos bien, recordar y divulgar, en fin nuestra vida sobre este Planeta y las tensiones a las que está sometida nuestra existencia, que en no pocas ocasiones tienen origen humano.

Quiero, por tanto, felicitar muy cordialmente, por la excelente labor desarrollada, al naturalista británico, Sir David Attemborough, al astronauta español Pedro Duque, a la ?Fundació Territori i Paisatge? de Caixa Catalunya, al fotógrafo José Manuel Navia, a la tripulación de la Nao ?Victoria?, a los miembros del Proyecto Djehuty y a la revista ?Quercus?; y finalmente también al Real Instituto y Observatorio de la Armada, cuyo importante y eficaz trabajo realizado a lo largo de sus doscientos cincuenta y cuatro años de existencia, admiramos y hoy reconocemos de manera especial como Miembro de Honor.

Así, diez años después de su creación, la Sociedad Geográfica Española agrupa a personas procedentes de muy distintos ámbitos que, dotados de una cierta atracción hacia la aventura, experimentan, de una u otra forma, una pasión por el conocimiento de la Naturaleza y de nuestro complejo planeta, y para quienes se sienten herederos de tantos españoles, que han cruzado océanos y continentes en busca de nuevos horizontes.

Con Gabriel García Márquez podemos subrayar que ?la muerte no llega con la vejez, sino con el olvido?. Merecen, pues, un particular reconocimiento, aquellas actividades de esta todavía joven Institución, que la han llevado a convertirse en centro de divulgación de las gestas de nuestros más destacados viajeros, investigadores y estudiosos de las ciencias de la Tierra, entre los que muchos gozan del máximo reconocimiento, aunque no pocos todavía son casi desconocidos.

España cuenta con una larga tradición viajera y exploradora, que se remonta a la Antigüedad, se manifiesta a lo largo de la Edad Media y florece en el Renacimiento, cuando tantos aventureros, marinos, soldados o misioneros españoles llegaron al continente americano, atravesaron el Pacífico, arribaron a las Filipinas, y a las islas de Oceanía, para, finalmente, alcanzar las costas de Asia.

Una tradición que abarca también las importantes expediciones científicas del siglo XVIII y llega hasta tiempos mucho más recientes, con personalidades como Manuel de Iradier, que contribuyó a que una parte del África Ecuatorial, Guinea, hable hoy en español.

La Sociedad Geográfica Española no sólo se ha comprometido a sacar a la luz las grandes historias y biografías de los innumerables hombres y mujeres que protagonizaron este asombroso itinerario, sino que ha asumido el vibrante espíritu que animó a aquellos exploradores, viajeros y curiosos. Un espíritu que continúa presente en nuestros días entre quienes sienten ese eterno impulso humano, que incita a poner a prueba fuerzas, ingenio y sabiduría, para reducir los márgenes de lo desconocido.

Al mismo tiempo, la Sociedad Geográfica Española dedica también su actividad a fomentar el estudio de culturas distintas de la nuestra, atendiendo a las semejanzas o diferencias que unen o separan la vida de los pueblos en diferentes áreas del mundo, con el fin de alentar ese mejor conocimiento de su riqueza y diversidad, que favorece la mutua comprensión y promueve el entendimiento, fundamentado en tantos valores y principios que, como seres humanos, compartimos.

Otro de los objetivos de la Sociedad Geográfica Española, que merece nuestro decidido apoyo, es su propósito de alentar y divulgar los avances que se realizan en aquellas Ciencias que nos permiten conocer mejor la Naturaleza.

A este respecto, es un motivo de satisfacción poder constatar que la Sociedad cuenta con la participación de expertos que refuerzan el saber acerca de nuestro entorno físico, sensibilizándonos ante fenómenos como el calentamiento global del planeta, el cambio climático o el deterioro del medio ambiente. Unos fenómenos que a todos nos afectan y cuyo tratamiento requiere, asimismo, una creciente toma de conciencia, así como el esfuerzo y dedicación de todos.

Sólo conociendo la Tierra, su complejidad, su fragilidad y las amenazas que afectan al medioambiente, nos será posible poner los medios para mantener su biodiversidad, respetarla, y conservarla para las próximas generaciones.

En suma, quiero resaltar la importancia que reviste la labor de la Sociedad Geográfica Española, y la actividad que ha venido llevando a cabo. Un buen hacer, cuyo alcance se refleja, también, en su capacidad para estimular en nuestra sociedad la contagiosa ilusión por el espíritu de aventura, animado por tantas virtudes que lo acompañan.

Una gran labor, plasmada en la proyección con la que comenzábamos este Acto, que sintetizaba, a través de los Premios, estos diez fructíferos años.

Reitero mi enhorabuena a quienes hoy habéis subido al escenario, para recibir el galardón que ha merecido vuestra labor ejemplar, por la esperanza, constancia y esfuerzo con que habéis sabido desarrollar brillantemente vuestros proyectos.

A la Sociedad Geográfica Española y a todos sus miembros, mi más calurosa felicitación, en la celebración de vuestros diez primeros años. Os animo a que continuéis en este empeño, que, como bien sabéis, cuenta con la admiración, apoyo y gratitud de la Corona y mía personal.

Muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+