Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades y Agenda
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real la Princesa de Asturias en la entrega de los Premios "El Barco de Vapor" y "Gran Angular" de la Fundación SM y del Premio "Jordi Sierra y Fabra" de la Fundación Jordi Sierra i Fabra

Madrid, 13.03.2012

B

uenas tardes y muchas gracias por vuestras palabras y por la amabilidad de invitarme una vez más a esta entrega de premios.

Además de estar aquí hoy con vosotros, que convierte este acto en algo realmente especial para mí, me alegra comprobar, una vez más, cómo a una persona adulta, que es mi caso, le encantan los libros que hoy premia el jurado y que, en teoría, están dirigidos a niños y jóvenes.

Eso es porque, como acaba de decir la presidenta de la Comunidad, los premios Gran Angular, Barco de Vapor y Jordi Sierra i Fabra son literatura infantil y juvenil de calidad y con valores. Lo he comprobado al leer El festín de la muerte, de Jesús Díez de Palma, premio Gran Angular de la Fundación SM. Es un libro que relata el horror de la guerra, -de una en concreto, la Segunda Guerra Mundial-, con un mensaje claro y poderoso que asalta al lector en cada página: en una guerra todos pierden. Cuando terminé de leerlo, me pregunté, como ha dicho el presidente de SM citando a Martín Garzo, qué se podía ocultar en el corazón de una niña de trece años al descubrir la tristeza y la desesperación de los personajes del libro. Yo intuyo, yése es el logro del libro premiado, que el autor conseguirá sembrar el deseo de paz en ese corazón y que su rechazo hacia las guerras será frontal. Enhorabuena, Jesús, por el premio y, sobre todo, por recordarnos que el enfrentamiento, la violencia, el odio y la incomprensión hacia el semejante, sólo conducen a la miseria moral y a la destrucción. Gracias por escribir una historia de guerra que inspira tanta paz.

Y el hecho de no ser una niña de ocho años, que es la edad a partir de la cual está dirigido el premio Barco de Vapor de este año, no me ha impedido disfrutar muchísimo de la lectura de El secreto del huevo azul, de Catalina González Vilar. Os aseguro que la originalidad de este precioso cuento nos hace pensar. Para que os hagáis una idea, es la historia de un niño que tiene que viajar al País de las Mentiras? Otra historia con calidad y valores que nos contagia a todos, a nuestros niños y a nosotros mismos, las ganas de leer.

Enhorabuena también a Alba Quintas por el premio Jordi Serra i Fabra para jóvenes. Alba, que cumple 18 años el mes que viene, ha escrito una novela donde el protagonista es acosado a través de las redes sociales. Es decir, nos cuenta cómo se puede hacer daño a los demás con el mal empleo de una herramienta de comunicación. Un problema actual descrito por la joven autora, una voz acreditada que vive cada día en los escenarios que recrea el relato.

Os he hablado de los libros premiados y querría ahora agradecer a la Fundación SM su compromiso con la educación y con la cultura, lo que se refleja en la edición de libros cuidados e interesantes que contienen grandes historias y estupendas ilustraciones.

Una entrega de premios de literatura infantil y juvenil es también un buen momento para recordar la labor de la comunidad docente, de las administraciones, de los editores en general y de las familias en el fomento de la lectura. Para ellos, mi reconocimiento por su aportación para, como dijo el Premio Príncipe de Asturias Günter Grass, conseguir el espectáculo más hermoso: la mirada de un niño que lee.

Muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+