Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Actividades y Agenda
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias en la Ceremonia de Acreditación de la III Promoción de los Embajadores Honorarios de la Marca España

Madrid(Móstoles), 25.06.2009

E

n primer lugar quiero agradecer a Repsol YPF que nos haya abierto las puertas de su Centro Tecnológico para celebrar este acto. Un acto que refuerza y proyecta el valor, así como la necesidad, de seguir trabajando con ilusión para que la Marca España siga creciendo y se consolide como símbolo de prestigio y calidad en el Mundo.

Por eso nos llena de orgullo a la Princesa y a mí participar nuevamente en la entrega de acreditaciones como?Embajadores Honorarios de la Marca España?, este año a los que forman la 3ª Promoción. Una iniciativa magnífica que hemos apoyado desde su origen, desde aquella primera ceremonia que el año 2005 celebramos en el Palacio de Santa Cruz.

De manera que gracias al Foro de Marcas Renombradas Españolas por invitarnos y, sobre todo por estar permanentemente en guardia desde hace 10 años para potenciar la capacidad de nuestras empresas en su dura pelea por establecerse conéxito en el mercado global, y contribuir así a la construcción de una buena Imagen País, mientras que al mismo tiempo se benefician de ella.

Nuestra más cordial enhorabuena a los nuevos?Embajadores Honorarios? por este reconocimiento de hoy a su liderazgo y reputación, logrados mediante años de esfuerzo, constancia, talento y trabajo bien hecho. Suéxito no pocas veces lo han logrado con la ayuda de excelentes equipos y con el apoyo que felizmente nuestra sociedad les presta, por tanto es también unéxito colectivo. No quiero olvidar el apoyo familiar que, como en el caso de Eric Puig, es tan importante.

Precisamente en marzo pasado reiteraba en Nueva York la admiración y respeto que dedicamos a las instituciones y personalidades distinguidas con este nombramiento. Porque con su labor ejemplar y su mérito favorecen inmensamente la proyección de la imagen de nuestra Nación en todo el mundo.

Como vemos, con esta iniciativa logramos sumar el valor de nuestras Marcas y empresas que compiten con acierto en los mercados internacionales con la valía de estos flamantes Embajadores que, junto a las otras dos promociones, forman un verdadero?Dream Team? de nuestra moderna diplomacia pública. Esta Diplomacia Pública del siglo XXI integra hoy a los Embajadores Honorarios de la Marca España por ser cada uno de ellos un referente para nuestra sociedad y un reflejo de los logros de nuestra Nación en la sociedad internacional.

La imagen exterior de España claramente pertenece también alámbito tradicional de la política de Estado, que da a conocer nuestro potencial y refuerza nuestro adecuado posicionamiento en las mentes de los ciudadanos del Planeta, de sus gobernantes y de sus instituciones. Esa alta política se complementa con todo aquello que determina la percepción de un país en el mundo, su imagen positiva; la admiración, la simpatía y el deseo de emulación que despierta en todos losámbitos.

Más aún, ante la actual y grave crisis económica, resulta todavía más necesario el esfuerzo colectivo por dar a conocer la realidad de nuestro país, de aquello que nos hace sentimos especialmente orgullosos, que nos facilita promocionar nuestro patrimonio común, forjado durante un intenso pasado que a todos nos pertenece, y que expresa nuestra moderna creatividad y nuestro dinamismo.

Es evidente que nuestra sociedad toma cada vez más conciencia de la importancia de la imagen país, de su reputación, es decir, de su marca, como un activo fundamental para defender los intereses de España a todos los niveles, además de nuestros intereses económicos y comerciales.

Sin duda, las marcas españolas líderes en los mercados internacionales posicionan nuestro país en lugar preferente de la mente de los consumidores. Por eso, hay un beneficio en ambos sentidos: al favorecer a nuestras marcas se favorece la Marca España, y al intensificar la imagen de España se intensifica la de nuestras marcas y empresas.

Además, entre todos procuramos unir cada día más la imagen de España a la innovación. De hecho, son muchas las voces que apuntan precisamente a la innovación como variable determinante de la competitividad y como una de las salidas más adecuadas a la actual situación de parálisis o recesión de las economías.

Al mismo tiempo, las marcas cooperan activamente en el proceso creciente de internacionalización de nuestro tejido productivo, puesto que en nuestros mercados globalizados es necesario estimular la demanda de nuestros bienes y servicios, diversificando riesgos y reduciendo dependencias.

En ese gran esfuerzo de innovación e internacionalización, nuestras marcas cuentan, ciertamente, con el apoyo que la Administración Pública les aporta, pero también con el aliento y acicate de nuestros Embajadores Honorarios de la Marca España.

Nuevamente muchas felicidades de corazón a todos los?Embajadores Honorarios de la Marca España? que acabamos de acreditar. Estoy seguro de que, con su ilusión y afán por alcanzar las más altas cotas de excelencia, fomentarán una más amplia e intensa presencia española en el mundo, acompañada de una imagen cada día más ajustada de los atractivos yéxitos de nuestro país.

Una imagen que refleja la solidez, la modernidad y la calidad profesional de los españoles y de nuestra actividad internacional.

Enhorabuena de nuevo y muchas gracias.

Volver a Discursos
  • Escuchar contenido
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+