Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activities and Agenda
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+

Palabras de Su Majestad el en el almuerzo conmemorativo del X aniversario de "elEconomista"

Hotel Villa Magna. Madrid, 08.06.2016

Antes de nada quiero agradecer, con la Reina, la invitación para presidir este acto ─y para compartir la celebración─ del X Aniversario de “El Economista”. Y puesto que de celebrar años se trata, pues vaya por delante, por supuesto, nuestra sincera felicitación: a todo el equipo ─y familia─ que formáis parte de este joven diario, y también al de su empresa editora, Editorial Ecoprensa.

Efectivamente, en el variado espectro de nuestra prensa escrita, debemos considerar al diario “El Economista” como muy joven. Pero también merece, en honor a la verdad, que alabemos cómo ha sido capaz en tan poco tiempo de lograr constituirse y consolidarse como un referente del periodismo económico en España y en distintos países de Iberoamérica.

Esto, así dicho, puede sonar correcto, pero sería en todo caso… insuficiente; porque tengamos en cuenta lo siguiente: nace compatibilizando su versión digital; con el papel arranca en vísperas de la crisis económica y se hace un hueco en un tiempo especialmente complejo: en el de una crisis cuyas consecuencias perduran todavía en tantos aspectos, no solo económicos, aquí en España, en Europa y en muchos otros lugares del mundo. Por tanto, más mérito aún tenéis en esta corta pero muy intensa andadura.

Conmemoramos también el 160 aniversario de la cabecera “El Economista”, que fue la primera publicación económica de España y que, en la actualidad, tras su adquisición por la Editorial Ecoprensa, es el diario que celebra ahora su primer decenio. Felicidades también por esta feliz coincidencia y por recuperar su legado.

En la visión de hace diez años que tuvo el grupo de profesionales ─de reconocido prestigio en prensa española─, que se lanzó a este proyecto, estaban muy presentes las siguientes circunstancias: en primer lugar, el nuevo entorno económico mundial, en el que todavía no asomaba la crisis; en segundo lugar, la necesidad de contar con las nuevas tecnologías, que ya obligaba a todo el mundo de la prensa escrita a repensar su modelo de futuro; y por último, el objetivo de una mayor internacionalización de nuestras empresas, con el papel creciente que ya venían adquiriendo desde los años noventa. A todo esto, hay que añadir, claro está, la presencia de nuestra lengua el mundo, la lengua española, la de los más de 500 millones de hispanohablantes nativos y en constante crecimiento.

podéis estar satisfechos y orgullosos de vuestro trabajo a lo largo de esta década en la que habéis ejercido la función primordial de un medio de comunicación: ser un instrumento esencial que contribuya a formar las opiniones y los criterios de los ciudadanos. En vuestro caso, además, en un ámbito —el económico― fundamental para comprender mejor todo lo que incide más directamente en el desarrollo y bienestar de la sociedad, de las personas. Porque una economía sana y equilibrada es una economía que crea y distribuye riqueza y, sobre todo, que genera puestos de trabajo, empleo para nuestros jóvenes

Desde aquella fecha de 2006, en la que echasteis a andar, habéis tenido que afrontar muchos retos; no sólo el de la crisis económica al que antes me he referido que os ha obligado a innovar, como a tantas empresas, sino también otro muy importante: anticipar las necesidades de los lectores, ampliando vuestra oferta informativa y adaptándola a todo tipo de soportes digitales. De hecho, en 2013 se lanzó “El Economista América”, un portal que ha contribuido ya de manera importante a la mayor conexión y cercanía entre el continente americano y España y al objetivo marcado de impulsar la actividad e internacionalización de nuestras empresas en ambos lados del Atlántico. Este portal, con presencia en seis países del continente ─Argentina, Chile, Colombia, México, Perú y los Estados Unidos─, es sin duda una gran herramienta para fortalecer esa mayor conexión entre nuestros países. Hoy en día, casi el 40% de los lectores de ‘El Economista’ proviene de América, prácticamente tres millones de personas. Enhorabuena por todos estos logros que son muestra de una amplia visión estratégica y de vuestro buen hacer.

Y debemos agradecer especialmente la aportación que vuestra apuesta supone para la divulgación de la cultura y la lengua españolas. Es muy gratificante poder contar con medios de comunicación que contribuyen a esta tarea tan necesaria. En ella ‘El Economista’ ocupa ya un lugar destacado como primer portal en línea de información económica en español y segundo en el mundo, por delante de prestigiosas cabeceras como el ‘Financial Times’ o el ‘Handelsblatt’.

En estos 10 años ‘El Economista’ ha trabajado para informar a la sociedad sobre cuestiones muy técnicas de forma accesible y comprensible. Junto a otros medios españoles, ha hecho una labor divulgativa muy relevante para que los ciudadanos puedan hacerse una idea fundamentada sobre las capacidades y las debilidades de nuestra economía. Pero habéis ido más allá, porque en este tiempo habéis contribuido igualmente a que aprendamos a valorar, cada vez más, la importancia de la Responsabilidad Social de las empresas como un activo más de su balance.

Por todo ello, podéis estar satisfechos y orgullosos de vuestro trabajo a lo largo de esta década en la que habéis ejercido la función primordial de un medio de comunicación: ser un instrumento esencial que contribuya a formar las opiniones y los criterios de los ciudadanos. En vuestro caso, además, en un ámbito —el económico― fundamental para comprender mejor todo lo que incide más directamente en el desarrollo y bienestar de la sociedad, de las personas. Porque una economía sana y equilibrada es una economía que crea y distribuye riqueza y, sobre todo, que genera puestos de trabajo, empleo para nuestros jóvenes.

Os animamos, así pues, a seguir trabajando en esta línea para ofrecer la información económica de forma transparente y veraz, con rigor, defendiendo los principios de igualdad y libre competencia.

Enhorabuena a todos los que habéis hecho posible una trayectoria tan fructífera y mucho éxito en el futuro.

Muchas gracias.

Back to Speeches
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+

Activities