Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activities and Agenda
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en la inauguración del XIV Congreso de la Federación Internacional de Derecho Europeo

Madrid, 27.09.1990

R

epresenta para mí una profunda satisfacción presidir la inauguración de este XIV Congreso de la FIDE que ha congregado en Madrid a más de cuatrocientos juristas, mujeres y hombres, dedicados al estudio y a la práctica del derecho de las Comunidades Europeas, entre los que se encuentran destacados miembros de las instituciones comunitarias y los más prestigiosos tratadistas de esta disciplina jurídica.

Saludo de modo particular a los Jueces y Abogados Generales del Tribunal de Justicia y del Tribunal de Primera Instancia de las Comunidades que con su nutrida presencia en este Congreso subrayan la importancia de los trabajos que la FIDE viene realizando desde hace treinta años en pro del desarrollo del derecho europeo.

En los momentos especialmente delicados que atraviesa el mundo y nuestro continente europeo, resulta reconfortante asistir a una reunión de cuatrocientos juristas, venidos de dieciocho países, dispuestos a contribuir al desarrollo de las relaciones internacionales, particularmente intra-comunitarias, a través del imperio del derecho.

La construcción europea no puede ser sólo el resultado de las grandes decisiones políticas adoptadas en el seno de las instituciones comunitarias. Necesita igualmente del trabajo callado de los juristas, capaces de tejer la urdimbre sobre la que se configura esa realidad de comunidad de derecho que es la Comunidad Europea.

Los temas sobre los que vais a trabajar -impensables hace sólo unos años- ponen de manifiesto el elevado grado de integración alcanzado ya por la Comunidad, pero las dificultades sobre las que habréis de volcaros señalan al mismo tiempo el camino que queda por recorrer.

España es, junto con Portugal, el último país adherido a las Comunidades, pero el estudio del derecho comunitario goza ya entre nosotros de una larga tradición que se inicia varios lustros antes de nuestra adhesión. La organización de este Congreso a cargo de la Asociación Española para el Estudio del Derecho Europeo y la numerosa presencia de congresistas españoles es buen testimonio de ello.

Deseando al Congreso y a los congresistas el mayor éxito en su trabajo, declaro inaugurado el XIV Congreso de la Federación Internacional de Derecho Europeo.

Se levanta la sesión.

Back to Speeches
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+