Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activities and Agenda
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+

Palabras de Su Alteza Real el Príncipe de Asturias con ocasión del XXX Aniversario de la Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia (CROEM)

Murcia, 13.01.2010

C

omo sabéis bien los murcianos, siempre nos alegra a la Princesa y a mí volver con cualquier motivo a vuestra -y para nosotros también- tan querida tierra de la Región de Murcia. Hoy estamos aquí para unirnos a esta celebración del XXX Aniversario de vuestra Confederación Regional de Organizaciones Empresariales y compartir el orgullo que todos debéis sentir al contemplar los logros y el reconocimiento alcanzado en estos primeros 30 años de trabajo integrando la práctica totalidad de los sectores productivos de la Región.

Os queremos felicitar de corazón por esa trayectoria de servicio que supone un gran ejemplo y acicate para otros muchos emprendedores y asociaciones de toda España. Gracias por invitarnos a participar en esta celebración y gracias además -y especialmente- por el honor de recibir la Medalla de Oro de la Confederación. Aunque no se sí tras haceros esperar 2 años merezco esta distinción. En cualquier caso os agradecemos vuestra generosa paciencia e interés en lograr nuestra presencia.

Hace unos momentos habéis recordado al Rey Alfonso X, el Rey Sabio, que puso aquí en Murcia su corazón; y antes de venir al acto que estamos celebrando en este Auditorio y Centro de Congresos, hemos tenido la fortuna de poder visitar la excelente exposición dedicada a su persona en la iglesia de San Esteban, que desde octubre pasado ha sido masivamente visitada -lo cual no es de extrañar dada la calidad y excepcionalidad de la muestra.

Nuestra enhorabuena, pública y entusiasmada, por ese esfuerzo en la divulgación del esplendor cultural de los reinos hispanos del siglo XIII y del auténtico "renacimiento" que supone el reinado en muchosórdenes, algo que no ha sido suficientemente reconocido en el resto de Europa. Animamos a que visiten esta exposición a todos aquellos que todavía no hayan podido hacerlo. Bueno, pues en esa actitud de Don Alfonso -de escoger ser sepultado aquí- se refleja el interés y afecto con que la Corona ha respaldado a esta Región y a los murcianos a lo largo de siete siglos.

Permítanme que igualmente de las gracias a cuantos con sus palabras han contribuido a expresar vuestro común sentir y a enaltecer este Acto.

Esas mismas palabras vuestras me dan pie para subrayar que hoy celebramos también el empuje de todos los hombres y mujeres de Murcia, de esta "cuna del sol", de estos campos y ciudades que me traen tantos recuerdos. Entre otros, el tiempo de formación como oficial de nuestro Ejército del Aire, que pasé con alegría¡y esfuerzo! en la Academia de San Javier; y por supuesto, mi Visita Oficial -tan grata- a vuestra Comunidad Autónoma en 2001.

Murcia, puede preciarse no sólo de paisajes hermosos y de un rico patrimonio cultural con personalidad bien definida, sino del talento y la calidad que irradia el trabajo animoso de innumerables generaciones en sectores muy diversos.

Una atmósfera profesional caracterizada desde antiguo por la cultura del esfuerzo y por la búsqueda de la excelencia, que incentivan el quehacer empresarial. A esa atmósfera los empresarios habéis sabido añadir vuestro saber e iniciativa, que en estos seis lustros os han permitido contribuir a la creación de riqueza, empleo y bienestar social en toda la Región.

Ese espíritu emprendedor -que tan bien define a Murcia y que hoy representa CROEM-, ha permitido en este tiempo impulsar el progreso de esta tierra y con ella el de toda España.

Desde ese mismo espíritu permitidme recordar que el esfuerzo y entendimiento entre todos nos han permitido superar conéxito distintos momentos de dificultad económica, y cubrir objetivos de modernización, con la integración en la Unión Europea, o la participación en el euro desde el primer momento. Avances que han promovido el evidente progreso y la internacionalización de las empresas, al igual que vuestra particular vocación exportadora, ya sea en elámbito de la agroalimentación y la pesca, de la industria y la artesanía, o del turismo y los demás servicios.

En ese marco, el papel eficaz que desempeña el asociacionismo merece un apoyo y estímulo específicos, ya que contribuye a alcanzar objetivos profesionales y a vertebrar aún mejor nuestro tejido económico y social. Si dirigimos la atención a los empresarios -y en particular a los pequeños y medianos, que son los que caracterizan el entramado productivo y la creación de empleo, en Murcia y en el resto de España- constatamos que entidades como CROEM y las organizaciones que la integran han contribuido a reforzar facetas particularmente importantes para nuestra economía.

De esas facetas querría destacar tres. En primer lugar, el conocimiento y la innovación. El conocimiento es ya un factor imprescindible para el aumento de la productividad y el crecimiento de la competitividad de las empresas. El conocimiento no sólo crea o perfecciona bienes y servicios, sino que abre nuevos y valiosos nichos en el mercado español y en los mercados internacionales, cada día más globalizados.

Hoy más que nunca, para afrontar la severa crisis económica que atravesamos, las empresas -cualquiera que sea su tamaño y su actividad- necesitan un contacto estrecho con los Centros donde el conocimiento nace y se difunde. Precisamente, en esa línea, CROEM anima la prosperidad y el desarrollo sostenible de esta Región a través de la Fundación Universidad-Empresa y de la Escuela de Negocios, entre otras importantes iniciativas.

En segundo lugar, la cooperación empresarial permite a los emprendedores estructurar y transmitir análisis, opiniones y propuestas, elaborados con métodos rigurosos. En consecuencia, las reflexiones de las organizaciones de empresarios poseen un valor y peso específico propios, y merecen especial atención. En este sentido CROEM y sus miembros contribuyen al diseño de la estrategia de desarrollo para Murcia.

Y en tercer lugar, las entidades como CROEM suscitan activamente vocaciones empresariales, al tiempo que promueven directamente el empleo. De este modo, extienden el espíritu emprendedor, también por la vía de la incorporación de la mujer a la empresa En estas coordenadas se sitúa tanto la creación de la Organización Murciana de Mujeres Empresarias con el apoyo directo de CROEM, como vuestra Bolsa de Trabajo para jóvenes en paro o la firma de distintos acuerdos con otros operadores económicos y sociales, en favor del empleo, de la estabilidad y de la seguridad laborales.

Vivimos tiempos complejos y difíciles. Sé de vuestros problemas, aspiraciones y preocupaciones. Pero conozco también vuestra capacidad de respuesta ante las dificultades, la fuerza de vuestra iniciativa, y, sobre todo, vuestra probada capacidad para tender puentes de entendimiento, en favor de la recuperación económica y la creación de empleo.

Por ello, estoy seguro de que desde esta tierra del azahar sabréis seguir incentivando el diálogo y la cohesión que alientan la confianza en el futuro de esta Comunidad y, desde aquí, de toda España.

Con ese espíritu os reitero con la Princesa nuestra calurosa felicitación en este Aniversario. A vuestra deferencia de otorgarme la Medalla de Oro correspondo continuando con mi pleno respaldo a los esfuerzos de empresarios y trabajadores por construir una Murcia cada vez mejor en una España cada vez más próspera.

Muchas gracias.

Back to Speeches
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+