Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Activities and Agenda
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+

Palabras de Su Alteza Real la Infanta Doña Cristina en el Día Mundial de la Cruz Roja y la Media Luna Roja

Santander, 08.05.2008

Agradezco vuestra invitación, que me permite compartir con vosotros el Día Mundial de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, así como el deseo de alcanzar un mundo más justo, prospero y en paz.

Saludo con todo afecto a los voluntarios y voluntarias de la Cruz Roja Española.

Sabéis bien que conozco vuestra labor y que contáis con mi cariño y reconocimiento a vuestro encomiable compromiso en favor de innumerables personas, cuyas condiciones de vida les hacen especialmente vulnerables.

Una labor voluntaria e inspirada por los valiosos principios de vuestra Organización, como son la humanidad, la imparcialidad, la neutralidad y la universalidad.

El lema elegido para esta celebración, ?CADA VEZ MÁS CERCA DE LAS PERSONAS?, subraya la proximidad, el apoyo y la ayuda que los miembros de Cruz Roja hacéis llegar a tantos individuos como a grupos sociales, gracias al trabajo solidario de más de 100 millones de voluntarios, en 186 países.

Ahora bien, cientos de millones de personas en situaciones de miseria y marginación siguen reclamando urgentes soluciones a organizaciones como la vuestra y solicitan ayuda para mejorar su día a día.

El Día Mundial de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja propone a todos los miembros de la sociedad unir esfuerzos, para proteger la vida, la salud y la dignidad humanas

Por todo ello, el Día Mundial de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja propone a todos los miembros de la sociedad unir esfuerzos, para proteger la vida, la salud y la dignidad humanas.

Este Día nos recuerda, además, la perseverancia, la diversidad y el alcance global de las acciones de Cruz Roja en la consecución de estos objetivos, y llama la atención del mundo entero hacia los desafíos humanitarios, con el fin de conseguir el respaldo y los recursos económicos que permitan afrontarlos.

En este marco, la Cruz Roja Española es bien conocida, por la amplia labor social que lleva a cabo en nuestro país, y por su contribución a los planes internacionales conjuntos de ayuda al desarrollo, de cooperación y de emergencias.

Las medallas de Cruz Roja que acabamos de entregar, distinguen a instituciones y personas que comparten estos objetivos y han puesto su mejor esfuerzo en alcanzarlos.

Felicito muy cordialmente a los galardonados, que destacan por la gran utilidad y probada eficacia de su compromiso con los seres humanos que más lo necesitan y más sufren.

Estoy segura de que, gracias a su quehacer ejemplar, unido a la labor de tantos otros hombres y mujeres en el mundo, los principios de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja seguirán inspirando en el futuro acciones solidarias, en beneficio de las personas y de la humanidad en su conjunto.

No quiero terminar sin hacer referencia al llamamiento de urgencia realizado por La Federación Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja en favor de las víctimas del ciclón 'Nargis', que ha asolado Myanmar (la antigua Birmania), con el fin de conseguir 4 millones de euros para financiar la compra de material de primeros auxilios.

Una vez más, como es su forma natural de actuar, la Cruz Roja y la Media Luna Roja se mantiene en un respetuoso estado de alerta. Y va preparando con gran eficacia su importante ayuda ante la magnitud de esta tragedia que cada día alcanza proporciones más alarmantes.

Muchas gracias.

Back to Speeches
  • Listen it
  • Imprimir la página
  • Send to a friend
  • Suscribe to RSS
  • Share it on Facebook
  • Share it on Twitter
  • Share it on Linkedin
  • Share it on Google+