Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
ACTIVITATS I AGENDA
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en el encuentro empresarial hispano-sirio

Siria(Damasco), 21.10.2003

D

eseo, en primer lugar, expresar mi satisfacción al poder compartir con el Presidente de la República Árabe Siria, Bashar Al-Asad, la inauguración de este encuentro empresarial hispano-sirio coincidiendo con mi primera Visita de Estado a este país.

La presencia de un nutrido grupo de empresarios sirios y españoles en esta reunión demuestra la coincidente voluntad de estrechar de nuestros vínculos.

Nuestras relaciones económicas bilaterales han registrado indudables progresos en los últimos años. A pesar de ello, las cifras que arrojan se sitúan aún por debajo de sus posibilidades y del nivel que corresponde a la intensidad y calidad de nuestra amistad.

Debemos explorar y aprovechar el potencial que encierran, incrementando nuestros flujos comerciales y potenciando las inversiones en ambos sentidos.

Siria y España sólo pueden salir beneficiadas de una adecuada cooperación empresarial reforzada.

La economía española ha vivido en las últimas décadas un importante proceso de modernización, liberalización y de apertura al exterior. Ello explica nuestro importante crecimiento económico y el auge internacional de nuestras empresas.

Hoy España ocupa además un lugar preeminente a escala mundial en inversión directa en los sectores estratégicos para la modernización y crecimiento económico de muchos países, contando para ello con marcos de inversión adecuados.

Estamos dispuestos a aportar nuestra experiencia de desarrollo económico y tecnológico, de modernización y expansión comercial, así como de superación de los retos de la internacionalización. Una experiencia que pone de relieve que los esfuerzos y sacrificios que entraña dicho proceso se saldan con resultados muy positivos.

Señor Presidente,

Somos conscientes de la tarea de reformas emprendidas por Siria bajo Vuestros auspicios. Alentamos al pueblo sirio a proseguir ese esfuerzo, anteponiendo siempre el desarrollo del país sobre los intereses a corto plazo.

La firma del Acuerdo de Asociación Siria-Unión Europea reviste una especial importancia. Subraya la clara vocación de Siria de acercarse a Europa y de compartir los valores comunes de la cultura mediterránea, sin olvidar sus raíces árabes.

Somos conscientes de los esfuerzos sirios para lograr un entendimiento con la Unión Europea que permita una rápida conclusión de las conversaciones. La Comisión Europea busca igualmente fórmulas de entendimiento.

España apoya los esfuerzos de ambas partes. La firma del Acuerdo abrirá una nueva etapa en las relaciones entre Siria y la Unión Europea.

En el plano estrictamente bilateral, estamos firmemente interesados en profundizar nuestras relaciones económicas con Siria. En ese marco, debemos situar la firma ayer del Acuerdo de Protección y Promoción Recíproca de Inversiones y de un Acuerdo en Materia de Cooperación Turística.

Otro punto esencial es el Programa Financiero Hispano-Sirio de 1999, que puso a disposición de Siria cincuenta millones de dólares en créditos del Fondo de Ayuda al Desarrollo.

El proceso de ejecución de los proyectos ha sido más largo de lo deseado. Espero que muy pronto la población siria se beneficie de productos españoles de calidad y de iniciativas de alto contenido industrial y social.

Avanzan los dos primeros proyectos: el de la Planta de Baterías de Aleppo; y el de equipamiento de hospitales. Se ultiman otros en materia de aguas, energía eólica y regadíos. Entre estos destaca el del Oasis de Palmyra.

Animo a las empresas españolas a participar en los próximos concursos con proyectos modélicos y representativos del nivel de excelencia empresarial alcanzado en España.

Señor Presidente,

No quiero terminar mis palabras sin insistir en el sentimiento de cercanía del pueblo español hacia el pueblo de Siria.

Debemos trabajar juntos para que este sentimiento cale en nuestras empresas, generando entre ellas el aliento y confianza necesarias para lograr acuerdos mutuamente beneficiosos.

Con mi felicitación a los organizadores de este encuentro, concluyo deseando a todos ustedes muchos éxitos en sus trabajos, que deben abrir una nueva etapa de mayor entendimiento en las relaciones económicas entre Siria y España.

Muchas gracias.

Torneu a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+