Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
ACTIVITATS I AGENDA
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en la cena con ocasión de la visita oficial de Su Excelencia la Presidenta de la República de Chile, la Sra. Michelle Bachelet

Palacio Real de Madrid, 09.05.2006

S

eñora Presidenta,Permitidme, en primer lugar, expresaros en nombre de la Reina y en el mío propio nuestra alegría al poder recibiros hoy en Madrid. Os damos nuestra más cordial y afectuosa bienvenida, junto a la Delegación que os acompaña, en esta Vuestra primera Visita Oficial a España como Presidenta de la República de Chile.Bien sabéis, que Chile es un país especialmente querido para nosotros. Desde nuestra primera Visita en octubre de 1990, siempre nos ha acogido con cariño y amistad, tanto a la Reina y a mí mismo, como a los restantes miembros de nuestra Familia que han tenido la dicha de conocer Vuestra admirable tierra y disfrutar de la cálida hospitalidad de sus gentes.También guardamos un recuerdo imborrable de nuestra última Visita de Estado a Chile en 2004, en donde tuvimos la oportunidad de departir con Vuestra Excelencia en Vuestras anteriores y destacadas funciones ministeriales.Hace apenas dos meses, el Príncipe de Asturias asistía a las ceremonias de Transmisión del Mando Presidencial en las que asumisteis la Jefatura del Estado, en medio del unánime respeto de la comunidad internacional, que valora extraordinariamente el camino recorrido por Chile desde la recuperación de sus mejores tradiciones democráticas.A lo largo de estos años, la Reina y yo hemos podido comprobar y compartir con el pueblo hermano de Chile los esfuerzos para avanzar en la construcción de una sociedad más articulada y solidaria, uniéndonos a ese reconocimiento universal. Hoy Chile andndash; a las puertas del bicentenario de su independencia - es un país cuya estabilidad institucional e inteligente conducción económica, le han colocado en cabeza de la región y en el umbral de un desarrollo armónico y equilibrado.Nuestros dos países han tejido, en las dos últimas décadas, un denso entramado de relaciones que, además de estar construidas sobre una larga historia compartida y un caudal de mutuo afecto, se basan en los valores fundamentales que inspiran a nuestras instituciones: el imperio de la Ley, el respeto a los derechos humanos, la solución pacífica de las controversias y el apego a la cooperación multilateral.Todo ello, son principios y expresiones del sistema democrático como modelo político que mejor organiza la convivencia en libertad.Señora Presidenta,El siglo XX, pródigo en extraordinarios progresos para la Humanidad, ha dado paso a una época que, junto a inmensas esperanzas, ha alumbrado nuevos desafíos globales que trascienden fronteras y regiones.Chile y España, como Estados miembros de la Comunidad Iberoamericana, deben contribuir desde una alianza estratégica a la que están llamados, a buscar respuestas duraderas a retos tan urgentes como son la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico, la erradicación de la pobreza, el desarrollo sostenible o el reforzamiento de las Naciones Unidas.Me consta que todo ello figura entre las prioridades del Gobierno que presidís y que Vuestro compromiso con el pueblo chileno lo es también con el resto de los pueblos iberoamericanos, que tienen en Chile una referencia insoslayable en su marcha hacia más altas cotas de estabilidad política y progreso económico y social.Este es también el compromiso de España que, a lo largo de cinco siglos, no se ha apartado, y nunca se apartará, de su destino americano que la ha marcado de forma tan profunda como permanente.En 2007 Chile organizará, por segunda vez, la Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad Iberoamericana de Naciones; un gesto de su inequívoca vocación iberoamericana, en momentos en que nuestros países requieren, más que nunca, proyectarse - en un mundo interdependiente- como comunidad más unida y madura, capaz de convertirse en protagonista de su propia historia y de tener la voz que le corresponde en la comunidad internacional.La próxima Cumbre de la Unión Europea y América Latina y el Caribe, que pasado mañana comienza en Viena, es una cita de especial importancia dentro de un proceso al que Chile y España mucho han aportado. Es nuestra obligación contribuir a que esta cita se consolide como foro imprescindible de diálogo y cooperación entre dos regiones que se necesitan mutuamente para contribuir a conformar un mundo mejor.España comprueba con legítimo orgullo que sus políticas europea e iberoamericana, lejos de excluirse, se complementan y enriquecen mutuamente, como bien lo demuestran los sólidos lazos que hoy nos unen y lo pone de manifiesto la inmensa potencialidad de dos regiones cuando se movilizan recursos y talentos con rigor y realismo, pero también con confianza y generosidad.Señora Presidenta,Chile y España comparten una secular historia y una fecunda cultura. La lengua española ha conocido algunas de sus cotas más altas en la pluma de escritores chilenos como Gabriela Mistral, Pablo Neruda, José Donoso, Gonzalo Rojas, Jorge Edwards, o el malogrado Roberto Bolaño. Esta sintonía se proyecta en toda una forma de ver el mundo, que abarca ámbitos que van desde la política a la economía, y de la defensa a la cooperación internacional.Sobre estas sólidas bases debemos continuar fortaleciendo e intensificando las relaciones entre Chile y España. En esta labor, España y los españoles no ahorraremos tesón ni esfuerzos. Como nos dejó escrito Pablo Neruda, somos conscientes de que andldquo;sólo con una ardiente paciencia conquistaremos la espléndida ciudad que dará luz, justicia y dignidad a los hombresandrdquo;.Reiterándole, Señora Presidenta, nuestra más fraternal bienvenida, levanto mi copa para brindar por Vuestra ventura personal y la del muy querido pueblo chileno, así como por el reforzamiento de las muy estrechas relaciones de afecto, respeto y creciente cooperación que unen a Chile y España.Muchas gracias.

Torneu a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+