Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
ACTIVITATS I AGENDA
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+

Palabras de Su Majestad el Rey en inauguración de la I Cumbre Empresarial Hispano-China

Madrid, 15.11.2005

S

eñor Presidente de la República Popular China,Señoras y Señores,Constituye para mí un motivo de gran satisfacción poder presidir hoy, junto a Vuestra Excelencia, esta sesión inaugural de la Primera Cumbre Empresarial Hispano-China.

La mera presencia de una representación tan nutrida y selecta de empresarios de ambos países es buena prueba de las excelentes perspectivas que se abren para el reforzamiento de las relaciones económicas y comerciales entre China y España.

Por ello, esta Cumbre constituye un excelente colofón al programa de la Visita de Estado del Presidente Hu Jintao, y de su esposa, a España.

Señor Presidente,Vuestro gran país representa una civilización milenaria con una historia rica en éxitos y logros que, en la actualidad, transita por una senda de sostenido progreso. España observa con gran interés el proceso de transformación y modernización de la sociedad china, sus muy importantes e indudables logros económicos y sociales.

China ocupa un puesto cada vez más relevante y crecientes responsabilidades en el orden político y económico internacional.

Vuestro país ha sabido asumir su nuevo papel internacional, tanto en el plano multilateral como en el de las relaciones económicas y comerciales, consciente de lo que supone la presencia en los mercados de un actor de su dimensión y naturaleza, contribuyendo a la estabilidad y al progreso global.

China y España han decidido fortalecer sus vínculos, en el marco de una Relación de Asociación Estratégica Integral.

Aspiramos a un mundo en el que prevalezca la paz y el entendimiento. Un mundo en el que la comunidad internacional sepa responder con eficacia a las amenazas y a los retos. Un mundo en el que el desarrollo económico conlleve beneficios y ventajas para todos sus habitantes, sin discriminación de raza o de género, que preste especial atención a los más desprotegidos y que no comprometa el medio natural y bienestar de las generaciones futuras.

Queremos reforzar el entendimiento recíproco, la confianza y el conocimiento mutuos, así como incrementar y estrechar la cooperación en beneficio de ambos pueblos.

El papel de la cooperación económica y empresarial resulta esencial para alcanzar el objetivo de dotar a nuestras relaciones bilaterales del carácter integral, estratégico y mutuamente beneficioso al que ambos países aspiran.

Una cooperación que ya es una realidad, como lo demuestra el volumen de nuestros intercambios y el creciente número de proyectos empresariales conjuntos entre ambos países.

Sin embargo, las posibilidades de ampliar y profundizar nuestras relaciones económicas y comerciales son todavía muy importantes. Esta Primera Cumbre Empresarial debe permitirnos explorar y desarrollar las indudables oportunidades de cooperación, intercambio e inversión que la capacidad económica de nuestros países ofrece.

Las áreas de cooperación son muy diversas, como lo refleja el gran número de sectores presentes en este encuentro, entre ellas la energía; los servicios y las infraestructuras; la industria de la información y la comunicación; y el sector agroalimentario. Todos ellos sectores claves para el desarrollo, en los que la experiencia y saber hacer de las empresas españolas, incluyendo a las Pequeñas y Medianas Empresas, puede resultar especialmente útil.

De cara a esta cooperación, China puede contar con una España que ha realizado un gran esfuerzo de modernización hasta convertirse en un país abierto y dinámico, que ha logrado su plena integración en el mercado único europeo, un crecimiento sostenido y la apertura e internacionalización de su economía. Gracias a ello, han aumentado de forma notable nuestros flujos comerciales y la inversión española en el exterior.

La creciente apertura y conexiones internacionales de nuestras dos economías nos deben llevar a trabajar juntos. Reconocemos en la República Popular China a un socio especialmente valioso. Un socio especialmente cualificado para acometer proyectos conjuntamente, no sólo en nuestros respectivos países, sino también en terceros mercados, como puede ser Iberoamérica.

Señor Presidente,Estoy seguro de que la celebración de esta Primera Cumbre favorecerá el establecimiento de nuevos contactos empresariales. Esperamos que pronto puedan traducirse en nuevas alianzas y acuerdos beneficiosos para ambas Partes, ampliando a nuevos horizontes la ya estrecha cooperación hispano-china.

Concluyo mis palabras, no sin antes agradecer la participación en este acto del Señor Presidente de la República Popular China, y desear a las empresas presentes los mayores éxitos como resultado de este encuentro.

Muchas gracias.

Torneu a Discursos
  • Escuchar
  • Imprimir la página
  • Enviar a un amigo
  • Suscribirse al RSS de la página
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • Compartir en Google+